CentroArte - arte en el centro

 

 
 Catálogo de:
 Artistas
 Personalidades
 Agrupaciones
 Instituciones
  Sitios de interés histórico-cultural de:
 Manifestaciones
 Música
 Libro y Literatura
 Patrimonio
 Artes Plásticas
 Artes Escénicas
 Casas de Cultura
 Cine
 Enseñanza Artística
 UNEAC
 Fondo de Bienes Cult.
 ARTex
 Asoc. Hermanos Saíz
 Casa Samuel Feijóo
 Revista Guamo
 Por los Municipios
 Caibarien
 Camajuaní
 Cifuentes
 Corralillo
 Encrucijada
 Manicaragua
 Placetas
 Quemado de Güines
 Ranchuelo
 Remedios
 Sagua la Grande
 Santa Clara
 Santo Domingo
 Sitios Villaclareños...
 Portal de Villa Clara
 Periódico Vanguardia
 Univ. Ctral. Las Villas
 Joven Club Villa Clara
Cubarte - Portal de la Cultura Cubana
Villa Clara · CUBA · Lunes, 25 de Septiembre de 2017 | 5:40 AM
Los Colines de Silverio

Los Colines de Silverio

Alexis Castañeda Pérez de Alejo

Ramón Silverio y su brigada “Los Colines”, armada esencialmente para trabajar en zonas donde no es habitual el teatro, se han propuesto consecuentemente ir hacia una relegada otredad para a través de la creación propia avanzar como en una cuerda floja, por el curso popular.

Es tendencia, que viene desde los reacomodos postmodernos, ir hacia las culturas quedadas al margen, o hacia esos elementos del espíritu generados en la aldea y las orillas, que resignificados pasan a integrar la gran cultura.

Señala el poeta y ensayista Pedro Llanes en el prólogo al muestrario de poesía placeteña Desde el laurel luminoso (Ediciones Capiro, 2001) “Que en todo el mundo se está protegiendo con razón la cultura de base, considerada un núcleo fundamental de la macrocultura.” Al referirse al caso de las literaturas precisa: Funcionan con lo óptimo y lo mediano para así seguir la necesidad.” Por su parte, la crítica literaria Carmen Sotolongo Valiño, en su artículo Confluencias Decimísticas (Revista Umbral No. 3 de 2000) apunta: “Repensar la tradición cultural, quebrar las fronteras entre la “alta” y “baja” cultura , redescubrir el ornamento, del “color local” como un sistema integrador, acceder a lo universal desde la región mediante una pluralidad de códigos simultáneos válidos, son algunas de las constantes que el pensamiento teórico y crítico ha descubierto en la estética de nuestros días.”

El panorama teatral cubano, amplio en su espectro actual, sin embargo, ha desdeñado demasiado la tradición, los intentos ocurridos casi siempre se vuelven a lo ya hecho, al folklorismo a ultranza, sobre todo urbano o de reminiscencias afro. Ramón Silverio y su brigada “Los Colines”, armada esencialmente para trabajar en zonas donde no es habitual el teatro, se han propuesto consecuentemente ir hacia esa relegada “otredad” para a través de la creación propia avanzar como en una cuerda floja, por el curso popular, pero no pensando en complacer a ese público –no solo a ese– conocido, sino cautivar a ese de “más acá” tan expuesto al desarraigo que ha provocado el allanamiento social y el desconcierto globalizador.

Desde Las Cabañuelas y ahora con Recuerdos del Batey, Los Colines han elegido un público que no por estar puntualmente situado en un sector es homogéneo, es precisamente a la heterogeneidad de ese ámbito al que se dirige utilizando elementos particulares de ese hábitat como el lenguaje, hábitos, tradiciones, etc, todavía comunes, es decir, un sistema de signos referenciados en el soporte social de los espectadores.

En una familia cohabitan varias generaciones enfrentando sus diferencias y es solo el arte el recurso aglutinador, limador de estas distancias, pues su miembros deciden representar sus recuerdos, de una forma farsesca, como suele enfrentarse el irremediable pasado cuando no se quiere conservar en la tragedia.

En un teatro, dentro del teatro, van pasando situaciones que oscilan de lo trágico hasta deshacerse en lo cómico y donde todos tienen su parte, incluso el público que llega a comprender sus propios problemas y hallarle soluciones en el cause hilarante por donde nos lleva la trama. La música como personaje omnipresente –tonadas menores, décimas, canciones románticas– va pautando cada situación y los cambios de vestuario completan con exactitud el preciso desempeño actoral, finalizando un producto de evidentes esencias mejunjeras, único lugar –que yo conozca– donde la “alta” y la “baja” cultura se amalgaman felizmente, libres de los adornos utilitarios del reciclado postmoderno. Comprobamos entonces, seria y reflexivamente que la vida, la más simple vida de la más común familia, puede darnos una lección de cómo enfrentar los avatares cotidianos y porvenir que a nosotros tocan.

 Buscar en este sitio
Buscar
 En: 
 Efemérides Culturales
Inicia sus trasmisiones el Estudio Turimar 9 en Corralillo
Se funda en Santa Clara la Escuela de Superación de la Cultura Ïgnacio Cervantes"
Se celebra el Día del Dominicano ausente
Nace en Santa Clara el día 22 el notable actor y dramaturgo Ramón Silverio
Comienza a circular en Santa Clara la Revista Umbrales
Nace en Holguín Juan josé Bringues Ochoa, director y saxo alto de la agrupación musical "Los Fakires"
Nace en Remedios el compositor, cantante y guitarrista René Márquez
Se funda el Liceo de Placetas
Nace en Cifuentes el escritor y patriota Ramón Roa Garí
Día mundial de protección de la capa de ozono
 Servicios on-line
  CorreoWeb de Cultura
  Tiempo de conexión
 Más sobre Cultura...
  Portal Cubarte
  Pinar del Río
  La Habana
  Matanzas
  Cienfuegos
  Sancti Spíritus
  Ciego de Ávila
  Camagüey
  Las Tunas
  Granma
  Holguín
  Santiago de Cuba
  Guantánamo
  Isla de la Juventud
“Símbolos de la Nación Cubana” - en CUBARTE
 
 
Acelerado por ionCube PHP Accelerator! La información cultural villaclareña desde el centro de la isla.
Copyright © 2002 CentroArte. Todos los derechos reservados.
Contacto: webmaster@cenit.cult.cu | Teléfonos: +53-(42)-205455, 217213
 
CentroArte